El origen de los Drones 3D

Negras nubes se ciernen sobre la ciudad monitorizada. Redobles de tambor desafían la completa vigilancia y crean patrones de color mágicos en el cielo.



No es ningún secreto que nuestro mundo está bajo vigilancia. Es casi imposible escapar y no hay una respuesta única a la pregunta, "¿Qué puedo hacer al respecto?"
El artista inglés, motion designer y animador, Simon Russel encontró su propio estilo de protesta por la vigilancia por parte de drones, agencias de inteligencia y cámaras. Él creó lo que él llama una animación experimental 3D por iniciativa propia. Simon explica por qué se creó esta película: "Cuando empecé a trabajar en 'Dysco' quería incluir temas importantes como el asunto de la NSA, la Primavera Árabe en la que la libertad y las dictaduras se pusieron cara a cara, y el hecho de que vivo en Londres, la ciudad con el sistema de vigilancia más completo del mundo. Quería crear una película experimental que mostrara estos temas y me ocupé de ellos en consecuencia. Ahora que el proyecto está terminado le he dado una definición muy especial - pero no estoy seguro de que la palabra se pueda encontrar en algún diccionario."

Desde que terminó primaria, Simon también quería crear un corto que visualizara la música. También era algo que quería realizar con Dysco. Simone utilizó Cinema 4D, que ya había utilizado antes profesionalmente durante varios años, para crear un paisaje complejo de edificios, rascacielos y muros de hormigón coronados con alambre de púas - y cámaras de vigilancia en todas partes. Los diferentes tipos de drones que vuelan entre los edificios y con LEDs de color rojo brillante llaman la atención a los robots de vigilancia y parecen darles vida.

Desde el principio, Simon utilizó las capas en Cinema 4D para mantener organizadas las escenas extraordinariamente detalladas. Utilizó el Gestor de Proyección para crear los fondos para los rascacielos que aparecen en la distancia. Modeló los objetos lo más limpiamente posible colocando las UVs con precisión, lo que le permitió bakear más tarde las texturas para optimizar aún más la escena.

El escenario pesimista es finalmente roto por formas abstractas de colores brillantes que se multiplican al ritmo de la música y se organizan en estructuras geométricas a golpe de tiempo. Aquí es donde la película se convierte realmente en experimental y Simon dio cuenta de la mayor parte de estas escenas usando MoGraph y Thinking Particles. "XPresso también fue utilizado en muchos casos para crear los numerosos efectos procedurales", explica Simon.
"Quería crear una película en la que la música y la animación se complementaran entre sí. Esto significaba que tenía que seleccionar la música adecuada para lograr un equilibrio dramatúrgico entre ambos. Utilizar una composición ya existente era un problema porque esto significaba que la dramaturgia de la animación tendría que ser adaptada a la música y todos los elementos dinámicos tendrían que ser creados para que coincidiera. Es por eso que me decidí a componer mi propia música y dejar que un colega experimentado lo editara para que sonara más profesional".

Simon esperó 15 años para convertir su idea en realidad. "Nunca había tenido tiempo ni las habilidades necesarias para plasmar mis pensamientos en una película. Ahora que llevo varios años utilizando Cinema 4D y he tenido la oportunidad de mejorar drásticamente mis conocimientos, la creación de un proyecto de tanta complejidad como Dysco era bastante más fácil" dice Simon. La película fue reconocida rápidamente "Staff Pick" en Vimeo, una distinción bien merecida!

Web de Simon Russel:
www.simonrussell.blogspot.de

Previous slide
Next slide